ARAWI proviene del quechua, uno de los idiomas nativos del Ecuador y significa poesía, fue inspirado en las diferentes sensaciones que produce el chocolate, por eso ARAWI es, una poesía de aromas y sabores.
El cuencano Carlos Dávila inició su empresa Arawi en el año 2014 para elaborar estos productos con el fin de dar un valor agregado al cacao. “Ecuador tiene el mejor cacao fino de aroma del mundo y no quería que solo salga como una materia prima y que regrese como chocolate”. Por ello, su objetivo fue no solo vender o exportar cacao al granel sino crear productos que sean reconocidos en el país y el exterior.
Los productos de Arawi actualmente se encuentran en los mercados de Canadá, Suiza, China, EE.UU., Italia, Bélgica, España y Chile. Todos los productos cuentan con certificación USDA Organic por Quality Certification Services, lo cual ayuda a conservar las cualidades de estos alimentos para que mantengan su alto contenido de nutrientes y bajo contenido de calorías. Estas características hacen que los productos Arawi puedan ser clasificados como alimentos de origen 100% natural con un gran porcentaje de elementos nutritivos y saludables.

Desde 2014

Una poesía de aromas y sabores
Carlos Dávila